2 de agosto de 2007

Lo que faltaba

La Guardia Civil de Lebrija (Sevilla) ha imputado a tres personas que supuestamente cultivaban claveles protegidos con patente por un presunto delito contra la propiedad industrial, al carecer de la correspondiente autorización de la empresa titular de los derechos de plantación.

Pirateo botánico, lo que me faltaba por ver. Aunque no me sorprende. Hace unos años una empresa de alimentación patentó el arroz basmati y quería impedir que lo cultivara la gente que durante siglos lleva haciéndolo en La India como modo de vida. No se salió con la suya lógicamente.

Me imagíno la situación: Un conocido compra una planta muy bonita y, como te gusta tanto, le dices que plante unos esquejes en otra maceta para tener una igual, de pronto aparecen los abogados de la empresa dueña de la patente y te llevan a juicio por piratería...
Ya estoy viendo a los jardineros en la tele: "la reproducción por esquejes, o cualquier otro tipo usado para reproducir una planta es un robo. Van a conseguir acabar con la flora mundial. Hay que parar la reproducción asexual de las plantas por lo menos 5 años a ver si se producen plantas bonitas".

1 comentario:

  1. Ya me estoy imaginando los anuncios en los cines..

    "la pirateria de plantas es ilegal. si ve a alguien plantando esquejes de plantas protegidas, por favor, a vise a su florista mas cercano

    ResponderEliminar